Reducir las horas en las que comes te ayuda a bajar de peso?

Publicado
09/11/2016

Cenar antes de la 6 p.m. puede sonar como comer para muchos. Pero de acuerdo a un nuevo estudio, cenar temprano – o simplemente saltarse la cena por completo -  puede aumentar la cantidad de grasa que una persona quema por la noche y también puede ayudar a disminuir el hambre.

Los científicos de la Universidad Estatal de Luisiana recientemente llevaron a cabo la primer prueba humana de lo que han llamado como “alimentación restringida por horarios tempranos” en 11 hombres y mujeres con exceso de peso. 

Los participantes del estudio comieron de 8 a.m. a 2 p.m. durante cuatro días y después de 8 a.m. a 8 p.m. durante los siguientes cuatro días. Los participantes comieron la misma cantidad de calorías durante ambos periodos.

“Descubrimos que comer entre 8 a.m. y  2 p.m. seguido de un ayuno diario de 18 horas quemaba más grasa y mantenía los niveles de apetito más nivelado durante el día, a comparación de los días que distribuyeron su alimento durante 12 horas, lo cual es un promedio en occidente,” dice la Dra. Courtney Peterson, autora del estudio, en un comunicado. 

Los hallazgos, sugieren que la temporalidad de nuestro alimentos en realidad tiene un impacto en nuestro metabolismo. No obstante, se requiere de más investigación para asegurar por completo si éste método podría ayudar a prevenir la obesidad. Así que no te apresures a cambiar tus hábitos alimenticios por un estudio realizado en 11 personas – especialmente si eres de las personas que se ponen de mal humor cuando tienen hambre.